LINKEDINCOMENTARIOSMÁS INFORMACIÓN

MÉXICO, DF 29-Abr .- La que ha sido llamada en las redes sociales como la "madre del año" por haber sacado a su hijo a golpes de las manifestaciones de Baltimore es Toya Graham.

Aunque su rostro es ahora mucho más conocido que su nombre, después de que el video en el que ambos aparecen haya dado la vuelta al mundo.

Toya vio a su hijo en la televisión participando en la manifestación antirracial contra los policías, tras la muerte de Freddie Gray, y no dudó en plantarse ahí y sacarlo a golpes de la protesta.

"Vi a mi hijo entre la multitud. Estaba ahí, cruzando al calle con su capucha y una máscara. Y en ese momento no me pude contener. Es mi único hijo varón y yo no quería que al final del día se convirtiera en otro Freddie Gray. Pero ponerse allí de pie, cometiendo actos vandálicos frente a la policía no es justicia", explicó Graham a la televisora CBS.

Incluso, durante la rueda de prensa del Jefe de Policía de Baltimore, Anthony Batts, su historia fue puesta como ejemplo.

"Si observas la escena, tenemos a una madre tomando a su hijo con el rostro encapuchado y golpeándolo en la cabeza porque ella estaba muy avergonzada. Ojalá tuviéramos más padres que se hacen cargo de sus hijos", indicó Batts.

La mujer afroamericana dijo que al llegar a la escena logró establecer contacto visual con su hijo.

?Hay algunos días que yo hago un escudo en mi casa para que él no salga fuera y yo sé que no puedo hacer eso el resto de mi vida?, planteó la mujer.

"Estaba muy enfadada y sorprendida porque uno nunca quiere ver a su hijo en esa situación", añadió esta madre de seis hijos.

"Soy una madre intolerante. Todo el que me conoce sabe que no me ando con juegos", dijo Graham, y contó que su hijo le dijo: "Ma, cuando te vi, mi instinto fue correr".

Además, explicó a los medios que conoce de primera mano la violencia que se vive en las calles de Baltimore y ha intentado por todos los medios proteger a sus hijos de esos actos, incluso encerrándolos en casa.

Por ello, se volvió loca cuando vio a Michael, de 16 años, participando en los enfrentamientos contra la Policía.

"Sé que no puedo protegerlo toda mi vida. Él tiene 16 años y está en la calle. Sólo elijo no vivir así más y no quiero esto para él", añadió la mujer.

Incluso, Toya Graham fue testigo hace dos años de un asesinato en la misma puerta de su casa.

Según informó ABC 2, en agosto de 2014, ella estaba en su casa cuando le pegaron al menos tres tiros a un hombre justo debajo de su edificio, en mitad de la noche.

Esta madre coraje salió y trató de ayudar a la víctima, pero el joven murió antes de ser llevado al hospital.

Ese día, Toya denunció que si las cosas seguían así, no iban a poder salir ni a las puertas sus casas.

"Este hombre era el hijo de alguien y es abrumador que le puedan quitar la vida así sin más", comentó sobre aquel incidente.

Quizá con esta experiencia se entiende la fuerte reacción que tuvo Toya nada más ver a su hijo frente a la policía armada.

En las declaraciones a CBS, esta madre reconoció que Michael no es un chico perfecto.

"Pero es mi hijo", concluyó.

Tanto el Facebook de Toya como el de su hijo se llenaron enseguida de mensajes de apoyo, e incluso algunos le pedían a Michael que no se enojara con su madre y que diera gracias a Dios por tenerla a su lado protegiéndolo de la violencia.

El lunes, tras el sepelio de Freddie Gray, un joven afroamericano que murió en circunstancias que se investigan tras ser arrestado por la policía, se desataron en Baltimore disturbios que dejaron más de 140 vehículos quemados, 20 policías heridos, 235 detenidos y cientos de comercios saqueados.

LINKEDINCOMENTARIOSMÁS INFORMACIÓN

Copyright 2015 The Associated Press. All rights reserved. This material may not be published, broadcast, rewritten or redistributed.

Read or Share this story: https://www.elpasoymas.com/story/noticias/estados-unidos/2015/04/29/no-quiero-que-sea-otro-freddie-gray/71911888/